Wednesday 13th December 2017,
ConstructoresRD.com

Prestar un inmueble puede salir muy caro

Prestar un inmueble puede salir muy caro

La buena fe le ha salido costosa al empresario hotelero Gabriel Acosta Martínez. Sus dotes como persona solidaria lo han hecho caer en una situación difícil con una propiedad que tiene en la comunidad Los Mogotes en Villa Altagracia. La cedió de manera provisional en forma de préstamo y ahora no sabe qué hacer para recuperarla. Los documentos de propiedad que posee no le han servido de mucho.

Lo extraño del caso es que el conflicto es con quien menos él esperaba. Se trata de un representante de la iglesia evangélica, el pastor Miguel Augusto Bogaert Portela, que le tomó prestada la propiedad para actividades religiosas.

La propiedad, valorada en aproximadamente RD$25 millones,  tiene un valor que Acosta Martínez define como ‘más allá de lo económico’, pues es el fruto de sacrificios de muchos años.

El empresario ha encontrado el apoyo de comunitarios, incluyendo la junta de vecinos de Los Mogotes y del alcalde Apolinar Corporán.

A su entender, Acosta Martínez fue sorprendido en su buena fe por el pastor cuando, en momentos en que convalecía de una grave enfermedad en 2010, le cedió el inmueble al religioso, representante de la Iglesia Monte de Dios, con el fin de que la utilizara para realizar un retiro espiritual.

El empresario espera que las autoridades puedan ayudarlo a recuperar su propiedad. Se trata de una extensión de 13,748 metros cuadrados y una casa con amplios gazebos, rodeadas de árboles  y jardines, ubicados en Arenoso, Los Mogotes.

Los dirigentes comunitarios señalaron que el pastor Bogaert Portela no sólo quiere,  supuestamente, quitarle la propiedad a Acosta Martínez, sino que les ha cerrado el camino  por el entorno de la propiedad a los residentes en la zona. El alcalde de Los Mogotes, Apolinar Corporán,  dijo que “este pastor quiere adueñarse de lo que no es suyo”,  lo que consideró penoso porque “una persona que supuestamente sirve a Dios no actúa de mala fe”.

Indicó que toda la vida ha conocido como propietario de los terrenos a Gabriel Acosta Martínez, a quien considera un padre de las comunidades de Los Mogotes, jurisdicción de este municipio de la provincia San Cristóbal.

Respaldo
El criterio es compartido por la presidenta de la Junta de Vecinos de Los Mogotes, María de Jesús Sosa, y Ana Josefina Guzmán Gutiérrez, quien vendió los terrenos a Acosta Martínez. Señalaron que el empresario hotelero es el auténtico propietario del inmueble.

“Yo no reconozco, ni nadie en esta comunidad reconoce al pastor Bogaert Portela como dueño de esa propiedad; ese señor quiere quitarle lo que con mucho sacrificio adquirió Acosta Martínez, quien es un hombre humanitario, muy querido por todos en esta zona”, declaró de Jesús Sosa.

Confirmó que en acto de buena fe y desprendimiento, Acosta Martínez le cedió el uso, no derecho, a la propiedad del inmueble, para que la iglesia que representa pudiera hacer sus cultos.

Listin Diario

Like this Article? Share it!

About The Author

Leave A Response